Vamos a tratar un controversial tema que aqueja a muchos miembros de la comunidad y que quizá también esté haciendo efecto en ti.

Hoy, César ha decidido aportar en “pro de la ciencia” su caso.

“Estimado Gerry,

Llevo tiempo viendo tus videos, he leído tu libro y tus blogs, es bastante interesante todo lo que mencionas, un interesante manera de llevar el Coaching y sobre todo asumir liderazgo (no sólo con las chicas también en tu vida, trabajo, etc.) que el liderazgo debe ser en cada aspecto de tu vida y decisiones que tomes. Es un gusto que exista gente como tu que se dedique al Coaching. Deja te cuento un poco lo que me ha pasado… 

Me sentía cómodo yo solo, me gustaba estar soltero, salir, viajar, conocer diferentes lugares, después de un tiempo me entro la idea que me gustaría conocer alguna chica interesante, lo que me ha pasado es que he conocido a varias chicas muy interesantes, pero tristemente he terminado siendo visto como un amigo o que mal interprete las cosas, una chica me dijo por ejemplo “pues yo te quería conocer me dio gusto, pero solo somos amigos y es todo” para esto muchos abrazos, mucho contacto, caminaba del brazo conmigo en la calle (aclaro ella me tomaba del brazo) esa frase fue muy contradictoria para mi, y decidí dejar por la paz eso y seguir mi vida, además que por motivos de mi trabajo tuve que viajar y me mantuvo ocupado un tiempo, otro caso que me paso es con una chica con la que sentí que tuve una conexión brutal, ella la conocí cuando me vendía un seguro y la invite a salir, accedió y salimos a beber algo, igual que en otras ocasiones platicábamos horas de puntos de vista, me preguntaba mi percepción de la vida muy a detalle para conocerme mejor (igual que el caso anterior que te mencione), incluso decía (o dijeron incluyo de nuevo el caso anterior) que se les hacia raro que fuera soltero, cuando esta chica la invito a cenar (algo un poco más elevado) me dice “beber algo no hay problema, ir a cenar lo veo más complicado por mi galán”, en ese momento fue golpe de un marro sobre mi cabeza, no paraba de preguntarme “cómo fue que me paso eso”, fue inmediato que me dije “hasta aquí, tiene novio y se respeta”.

Que gusto que hayas tomado la decisión correcta hasta aquí acerca de pensar que esta vida es un lugar abundante de oportunidades, personas y mujeres. Después de todo si ella estaba en una relación, hacías bien en respetarla.

Quiero hacer énfasis en algo que te dijo ella acerca de que se le hacía raro que estuvieras soltero. Esto es un signo de interés por parte de ella. Puedes tomarlo como una señal de que has estado forjando tu carácter como hombre, lo que has aprendido aquí está rindiendo frutos y vas bastante bien. Una mujer no necesita conocerte mucho para saber que al menos, eres un verdadero hombre y no un niño grande. Esto se proyecta, recuerda que ellas lo detectan.

Es cuestión de segundos para que si no sigues lo que te enseño quedes descartado, aislado y no querrá saber ni tu nombre.

En cambio si sigues lo que yo te voy a enseñar, ella te va a considerar como una potencial pareja ya sea para tener sexo, una relación, etc.

—-Si quieres saber de que enseñanzas hablo, ya puedes apartar tu lugar para el siguiente seminario en tu localidad—-

“Pero duró un tiempo que me mandaba mensajes, a pesar de yo no buscarla, imágenes por “whatsapp” donde me decía  “esta imagen me recordó a ti” y yo pues no seguí el juego (sigo sin entender porque hacen esto las mujeres, y ni ellas mismas me lo pueden contestar o dicen que ellas no lo hacen).”

Hay muchas mujeres que por cuestiones personales como necesidad de atención, inseguridad, problemas en su relación etc. tienden compulsivamente a buscar atención de otros hombres con el objetivo de sentirse hermosas y deseadas.

Aquí hay dos lecciones muy importantes:

  1. Nunca seas su “velita prendida”, su “entretenedor” o su “levantador de ego personal”.
  2. Toma en cuenta que no hay mejor forma de predecir lo que hará una persona que el observar su comportamiento. El comportamiento no miente. Obsérvalo y es poco probable que te equivoques.
  3. ¿A qué voy? Si se lo hace a su novio, hay una enorme probabilidad que te lo haga a ti. ¿Quieres una mujer así en tu vida? Piensa de nuevo

“Ahora después de un tiempo donde no buscaba nada, sin que yo lo esperara veo una chica que trabaja en la misma compañía que yo, y se me hizo muy atractiva.

 

Para mi suerte resulto conocer a un amigo que resulta ser de su mismo grupo de trabajo, y de ahí empecé hablar con ella, aprovechando la oportunidad, hemos platicado, me sonríe cuando paso cerca de su lugar y me ve, me saluda, me pregunta cómo me va.

Paso navidad y año nuevo, y de apenas conocerla, hasta abrazo de feliz navidad y año me toco.”

El hecho de que me digas cosas como “para mi suerte”, “aprovechando la oportunidad”, y “hasta abrazo de feliz navidad y año me tocó”. Me deja  muy en claro que ella es para ti el premio. Que la tienes en un pedestal de la altura de la Torre Eiffel. Este es un gravísimo error ya que ella se da cuenta de que no eres una opción para tener sexo o una relación, por el simple hecho de que una mujer está programada para buscar su mejor opción (de hecho nosotros también).

El problema radica en que al verte tan fácil, alcanzable y disponible, no representas ningún reto para ella.

Por tanto, temo decirte amigo mío que fuiste uno más.

No puedes ser atractivo para las mujeres si dentro de ti sientes que no te las mereces.

“Incluso un día que me vio desayunando a solas fue y me dijo ‘no gustas sentarte con nosotros’, y después de todo eso, fue entonces que me atreví a invitarla a salir, a lo cual dijo que si, pero el día de la cita, me comento que tenía mucho trabajo y que no podía.”

¿Ves?

“Le dije ‘no hay problema lo dejamos otro día’, al día siguiente o dos días, le digo ‘oye que te parece si el fin de semana, con más calma salimos’ de nuevo accedió, aproveche para pedir su teléfono, y el día acordado le escribí diciéndole que proponía vernos a las 18:00 y que cual era su dirección para pasar por ella, a lo cual solo contesto ‘me siento a morir, muy mal, disculpa’ bueno yo solo pregunte ‘¿qué te paso?’ y solo dijo que la fiesta fue muy larga y no le fue nada bien con la resaca y se sentía pésima.”

Creo que no te tengo que decir que para ella es más importante una resaca que el salir contigo.

Aquí te recomiendo usar la técnica y análisis que le llamo:

“George Clooney”

Te estarás preguntando: ¿Qué demonios es eso Gerry?

Muy fácil, cada que este tipo de cosas sucedan pregúntate lo siguiente.

Por ejemplo:

Si George Clooney la invitara a salir… ¿Se hubiera desvelado? ¿Hubiera tomado para sentirse fatal? ¿Le diría que se “siente pésimo”? ¿Le habría cancelado?

Desde luego que no.

Estos comportamientos de segunda clase; son cosecha de lo que has sembrado al siempre estar ahí a la hora, momento, día, fecha y lugar para hacer lo que ella quiera.

No te digo que juegues, pero si te digo que no centres tu vida en ella, al menos no por ahora.

 

“Le dije yo he tenido días así, lo entiendo perfecto y más si tomas algo muy fuerte o algo que no más no te cae.”

Sin darte cuenta estás preservando esa espiral. ¿Por qué estar de acuerdo con esa grosería? ¿Lo mismo le dirías a tu mejor amigo si te planta por enésima vez?

…No creo

“Pero ya desde ese momento tome mis precauciones y me dije ‘quizá sea mejor retirarme’ pero ya en la oficina, me escribió por el mensajero.

Me preguntó como estaba y que tal mi día, las preguntas normales, y me vio en el pasillo y muy rápido fue y me pidió disculpas que si sentía muy mal y me conto que le paso, y dijo que luego salíamos e incluso dijo ‘yo creo que ya no me crees’.

Le dije sarcásticamente ‘no como crees, pero mejor dime ¿la verdad no quieres salir conmigo?’ Dijo que si quería y me hizo la seña que le chocara la mano, lo hice y cuando la chocamos me apretó la mano, y durante la plática lo volvió hacer.

En este punto cualquier cosa que ella hiciera para que le pusieras un límite y mostraras un poco de masculinidad, fue en vano.

Solamente faltó que te disculparas tu por no llevarle medicinas para la cruda.

Nunca entregues tu poder. De todas maneras, ella no lo quiere

“De hecho yo creí que ese comentario le ofendería, pues yo esperaría no me busque, sin embargo me busca, me sonríe, si esta ocupada y me ve de paso me guiñe un ojo cuando camino cerca de su lugar y saluda agitando la mano.

Estoy dudando de invitarla a salir de nuevo, le dije de este fin de semana, pero me dijo que no podía, que ya tenía compromisos, no estoy seguro de que está pasando.”

Por tu bien, ya no la busques, recuerda lo que siempre te he dicho: “Si quiere verte encontrará la manera. Si no, encontrará una excusa.”

“Me suena a que repetiré mis historias anteriores y quiero romper ello, esta chica me gusta mucho la verdad me llama mucho la atención, pero no se si sea mejor dejar de nuevo de lado o buscar otra manera de invitarla, si conocerla primero en el trabajo, su manera de probarme como hombre es muy grande, quizá aun no tiene mucha confianza, de plano no le intereso lo suficiente, leo mal el lenguaje corporal o que se yo, espero tengas algún consejo para este camarada que le tomo tiempo tomar la decisión escribirte, porque quizá recibas miles de mails y porque con tus videos y tu libro creí que sería suficiente, ya vi que no.

Recibe un muy cordial saludo, y es muy grato saber que hay personas que buscan llevar este tipo de cuestiones humanas a los demás. 



Atte. César”

Mi querido Cesar no me queda más que decirte que repases lo que viste en el webinar (si quieres verlo da click aquí) es un programa para que refuerces y aprendas técnicas para poder lidiar con este tipo de cosas.

Desafortunadamente permitiste que esto llegara demasiado lejos.
Podrías empezar a salir con otras, no jugar sus juegos, poner un alto y expresar lo que realmente piensas y sientes.

No hay nada de malo en expresar lo que quieres, al contrario es algo muy masculino y atractivo. De hecho, lo que ella estaba (de manera inconsciente) intentando hacer era ver precisamente que eres un hombre y que no vas a permitir que nadie tenga esos comportamientos contigo ni con ella.

Te preguntarás: ¿Por qué hacer semejante locura?

Bueno porque recuerda que una de las cosas que quiere una mujer de ti es sentirse segura entocnes si ella puede “hacerte como quiere” lo más probable es que lo permitas de todos los demás. Por tanto, no puedes darle la protección que ella requiere; porque si ella puede entonces los demás también podrán. Como te comento, esto es a un nivel inconsciente, muchas veces puede pasar desapercibido incluso por ellas.

La siguiente ocasión no tiene nada de malo que le digas (en un tono neutro) algo como:
“Oye nada más quiero comentarte que tengo mucho respeto tu tiempo y lo mismo exijo a cambio. Esas cosas a mi la verdad no me gustan espero que no se repita”.

Si ella tiene algo que decirte, escúchala, comprende y que no vuelva a pasar.

Después de eso, como si nada.

Y listo, te aseguro a que no volverá a pasar si es que le interesas. Si no, de todas maneras no la quieres en tu vida.

Si quieres aprender más acerca de cómo llevar una relación desde conocerla, atraerla y conservarla… No te pierdas por nada del mundo mis siguientes seminarios y desde luego mi programa de CoachingPersonalizado “Tu Mejor y Más Podera Versión.

Hasta Pronto,